julio 30, 2021

Canadá prohíbe el ingreso de cruceros hasta marzo de 2022

ARCHIVO - Canadá prohíbe el ingreso de cruceros hasta marzo de 2022. Foto: Verena Wolff/dpa
ARCHIVO – Canadá prohíbe el ingreso de cruceros hasta marzo de 2022. Foto: Verena Wolff/dpa (Verena Wolff/)

La industria de los cruceros ha sumado un nuevo golpe después de que Canadá anunciara que prohibirá por un año el ingreso de los grandes buques turísticos debido a la pandemia del coronavirus.

Según anunció recientemente el Ministerio de Transporte de Canadá, los cruceros con capacidad para más de cien pasajeros y miembros de la tripulación ya no podrán navegar por aguas canadienses ni atracar en los puertos del país. 

La fuente indica que la prohibición de los cruceros en Canadá, que expiraba a finales de febrero, se prolonga ahora hasta marzo de 2022.

Las autoridades canadienses han establecido un límite de 12 pasajeros para los buques que entran en el Ártico, mientras que los ferrys, los taxis acuáticos y los pequeños buques de pasajeros están exentos de la prohibición.

El sector sufre actualmente la peor crisis de su historia y la noticia fue recibida con críticas en Estados Unidos, donde los cruceros han podido seguir navegando a pesar de las cancelaciones de grandes compañías como Norwegian.

Según las autoridades estadounidenses, la prohibición impide efectivamente el traslado de cruceros de Seattle a Alaska a través de Canadá. También Alaska se manifestó en contra de esta medida.

«El anuncio de Canadá de prohibir todos los cruceros con cien personas o más que viajen a través de aguas canadienses, sin siquiera entablar un contacto de cortesía con la delegación de Alaska, no solo es inesperado, es inaceptable», manifestaron los senadores del estado norteamericano en una declaración conjunta.

Por su parte, el Ministro de Transporte canadiense, Omar Alghabra, respondió que la prohibición era una medida esencial para reducir la tasa de infecciones por coronavirus.

«Las prohibiciones temporales a los cruceros y a las embarcaciones turísticas son esenciales para seguir protegiendo a los más vulnerables de nuestras comunidades y evitar que nuestros sistemas de atención sanitaria se vean desbordados», declaró Alghabra.

Al comienzo de la pandemia se registró una rápida propagación del coronavirus en los cruceros, que obligaron a varios barcos a estar en cuarentena durante varias semanas con sus pasajeros.

La crisis del coronavirus paralizó la industria de los cruceros en la primavera europea. Tras la aparición de infecciones también a bordo de los barcos, algunos países cerraron sus puertos y los pasajeros se vieron obligados a pasar varias semanas de cuarentena a bordo.

dpa

Fuente: InfoBae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *