abril 17, 2021

Miles de migrantes avanzan por Guatemala hacia EEUU pese a restricciones de seguridad

Hondureños que participan en una nueva caravana de migrantes que se dirigirá a Estados Unidos caminan por una carretera en Chiquimula, Guatemala, 16 de enero de 2021. REUTERS / Luis Echeverría
Hondureños que participan en una nueva caravana de migrantes que se dirigirá a Estados Unidos caminan por una carretera en Chiquimula, Guatemala, 16 de enero de 2021. REUTERS / Luis Echeverría (LUIS ECHEVERRIA/)

TEGUCIGALPA/CIUDAD DE GUATEMALA, 16 ene (Reuters) – Miles de migrantes centroamericanos avanzaban el sábado por territorio guatemalteco, desafiando las fuertes restricciones de las autoridades, que los obligaron a intentar cruzar por puntos alejados de las rutas habituales y más peligrosos.

Las autoridades calculan que unas 6,000 personas provenientes de Honduras han ingresado hasta ahora a Guatemala, de acuerdo con la portavoz del Instituto Guatemalteco de Migración, Alejandra Mena.

Otro grupo de entre 1,500 y 2,000 migrantes se abrió paso a través de la frontera guatemalteca cerca del mediodía, según un testigo de Reuters, luego de enfrentamientos con soldados de ese país y agentes de inmigración. Se espera que en total crucen unas 3,000 personas por el puesto fronterizo El Florido.

Familias enteras, que durmieron en torno a las desoladas carreteras que conectan Honduras con Guatemala, comenzaron a avanzar desde muy temprano, a pesar de las detenciones ocurridas en la víspera y de los cientos de militares que permanecen desplegados a lo largo de la frontera.

Guatemala, Honduras y México desplegaron efectivos de seguridad para bloquear el paso de los migrantes, pero la caravana ha venido creciendo en las últimas horas, y sus miembros aseguran que se unieron debido a la crisis por la pandemia y los huracanes que golpearon la región en 2020.

«No tenemos nada para darle de comer a nuestros hijos. Y somos miles de personas que quedamos completamente en la calle», afirmó María Paz, madre de cuatro hijos que aseguró haber perdido su hogar tras las recientes tormentas Eta e Iota.

«Por eso uno a veces toma estas decisiones, sabiendo que en este camino uno puede perder hasta la vida y dejando a nuestros hijos solos», agregó.

La primera caravana de migrantes del año se produce menos de una semana antes de que el presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, asuma el cargo.

(Reporte de Gustavo Palencia en Tegucigalpa, Sofía Menchú en Ciudad de Guatemala y Lizbeth Diaz en Ciudad de México y Laura Gottesdiener en Monterrey, editado por Sharay Angulo y Noé Torres)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *